- Patrimonio histórico - artístico - monumental
- Otros elementos patrimoniales
- Las Asociaciones
- Colegio, Biblioteca, vida cultural
- Tradiciones
- Folklore
- La legendaria

 


Folklore

Por lo que respecta al folklore de transmisión oral, que es al que nos referiremos aquí, una inusitada colección de tonadas están aún vivas en la memoria de los más ancianos.

Si nos limitamos a lo ya recogido, basta con asomarse al ´Cancionero Leonés´ del musicólogo Miguel Manzano, donde se publican varias piezas tomadas en los pueblos del municipio, incluyendo rondas, bailes, villancicos, cantos de boda y de trabajos…. Asimismo, en el ´Romancero General de León´, publicado en Madrid, en 1.991, por Diego Catalán, Julio Camarena y otros, aparecen trascritos los romances más habituales de los ´Filanderos´ de la comarca. Pero estas recopilaciones distan mucho de ser exhaustivas.

Conversar, por ejemplo, con las mujeres de Casares de Arbas, es entrar en un mundo de cantos ancestrales, en otros sitios ya desaparecidos, que ofrecen nuevos materiales y variantes de mucho interés sobre lo publicado. En Cubillas de Arbas conservan sus panderos, de originalísima factura. En todos los pueblos intentan recuperar y consolidar la memoria de los antiguos cantos, que florecían en Filanderos, Bailes, Rondas de mozos o Ceremonias religiosas.

Un rápido viaje por los restos salvados del gran naufragio de la oralidad nos lleva aquí a resultados sorprendentes:


El romancero.-

Género tradicional (y arcaico) por excelencia, su ámbito de expresión se hallaba en los ´Filanderos´. La guerra arrumbó esta costumbre, y a partir de entonces entraron en un indeclinable proceso de olvido.

En los dos tomos del "Romancero General de León" hay nada menos que cuarenta y siete versiones de romances recogidos en diversos pueblos del municipio de Villamanín. No es el momento de hacer aquí el inventario de los mismos, pero sí señalar que están representados casi todos los pueblos, y los diversos tipos del género romancístico, desde los más arcaicos como ´Gaiteros´, ´Tamar´ o ´Gerineldo´, hasta los considerados tardíos. Y esta labor de recopilación se mantuvo, por parte de los encuestadores, desde el año 1.915, (Floresta Rodríguez, de Millaró), hasta 1.980 (María Cañón, de Cubillas, o Manuela Tascón, de Viadangos).

´Los Argüellos leoneses´ recogen, en 1.985, el romancillo de las ´Tres comadres´, a Manuela Tascón, y Matías Díez trascribe una interesante versión de ´Don Boiso´, recogida en la zona, aunque no cita su informante. Es el romance que comienza:

"Camina Don Boiso mañanita fría
a tierra de moros a buscar la niña.
Hallola lavando en la Fuente Fría…"

Rondas y bailes.-

El incandescente tesoro de estas tonadas, que durante siglos fueron solaz y alegría de generaciones, no ha sido objeto de una tan sistemática labor de recopilación.
Aparte algunas incursiones ocasionales de Domingo Berrueta o Eduardo Pastrana, habría que esperar la llegada del musicólogo zamorano, Miguel Manzano, quien consiguió rescatar en su ya célebre ´Cancionero leonés´ una pequeña selección de tonadas. Continuó esta labor, a menor escala, pues la memoria o la disposición de los informantes no permiten grandes avances, Ángel Fierro, quien añadió otras versiones a su amplio "Cancionero de Arbolio".

Con todo ello, y sin renunciar a nuevas incorporaciones, el territorio tiene ya salvadas en pentagrama esta veintena de tonadas, cuyos números corresponden a la clasificación del mencionado ´Cancionero de Arbolio´, que sobrepasa las trescientas tonadas.


1.- Rondas y Canciones.
33.- Segador que estás segando Millaró
36.- Qué encalmada está la noche Tonín
42.- Hermosa, blanca paloma Casares de Arbas
61.- Quítate, niña, de esos balcones Casares de Arbas
71.- Por la escalera yo vi Casares de Arbas
94.- Veinticuatro mozas que van a una boda Casares de Arbas
95.- La Basilisa Casares de Arbas

2.- Tonadas de baile.
98.- Allá arriba, allá arribita Casares de Arbas
114.- ¿Dónde va la niña? Casares de Arbas
132.- De tu puerta me despido Casares de Arbas
139.- Todo el baile voy mirando Casares de Arbas
145.- Que no te puedo hablar Casares de Arbas
154.- Galán, si vas al baile Casares de Arbas
158.- Baila los titos, morena Casares de Arbas
159.- Aquel estudiante, madre Casares de Arbas
160.- ¿Bailaste, Carolina? Casares de Arbas
164.- Aire de los aires Millaró
169.- Montañesa, montañesa Casares de Arbas
176.- Me casó mi madre Cubillas de Arbas


El Ramo de Navidad, Los Cantos de boda, de cuna, villancicos...

Al Ramo de Navidad ya hicimos mención, al tratar de las tradiciones. Otra manifestación muy interesante es la referente a los Cantos de boda.

Se conserva memoria en diferentes pueblos, sobre todo en Casares y Cubillas de Arbas, con la letra habitual en todos Los Argüellos:

"La escalera de la iglesia
es de piedra bien labrada;
la subiste de soltera,
la bajaste de casada…"

Los cantos de cuna, los villancicos y otras tonadas religiosas autóctonas tienen, por su parte, un interesante repertorio, que sería necesario inventariar y transcribir.


A la vista de la riqueza del folklore autóctono de la comarca, y de su insuficiente recopilación, (exceptuando los romances), debe ser objetivo prioritario de las Asociaciones Culturales de Villamanín este apasionante trabajo. La deficiente cultura musical crónica en nuestro país dificulta la labor, pero no debe ser obstáculo insalvable, en esta época de los grandes avances electrónicos.

Creemos que es un ejemplo válido el de la Asociación Cultural de Cármenes, y su Coro ´Flor del Viento´, creado expresamente para este objetivo, con un resultado práctico de haber rescatado un Cancionero con más de trescientas tonadas, y haber realizado cuatro grabaciones discográficas hasta la fecha.

Villamanín debe seguir este camino. La variedad y calidad de su folklore autóctono tradicional así lo exigen.

Ampliar foto

Partitura de la canción "Yo me voy".

Pieza con arreglos para piano, de "Canciones de la Montaña". Villamanín, de Eduardo Pastana (1929).

Autor: Por cortesía del 'Museo Etnográfico de La Tercia y Arbas', de Villamanín.

Ampliar foto

Ronda "Que no te puedo hablar", de Casares de Arbas.

Bellísima melodía, inquietante texto; uno entre cientos ejemplos del inagotable folklore de Arbolio.

Autor: Popular, de carácter tradicional. Según trascripción de Miguel Manzano, en su 'Cancionero leonés'.

Ampliar foto

Baile "Aire de los aires", de Millaró de la Tercia.

Tiempo de jota con estribillo, del pueblo más alto del Concejo.

Autor: Popular, de carácter tradicional. Según trascripción de Ángel fierro, en su recopilación titulada 'Flor del Viento. Cancionero de Arbolio'. (Tonada núm. 164)